Sedación consciente con óxido nitroso en odontología

Muchas personas, tanto niños como adultos, sienten miedo a acudir a la consulta del dentista. Tal es el nivel de estrés que esto les genera, que incluso pueden acabar padeciendo problemas odontológicos graves por no haber sido tratados anteriormente.

Aunque existen técnicas de relajación para controlar este miedo, en la mayoría de los casos no es suficiente. Por ello la sedación consciente o sedación por inhalación es una opción eficaz y segura para que estas personas recuperen la confianza.

 

¿Qué es la sedación consciente o sedación por inhalación?

Sedar significa apaciguar, calmar, tranquilizar, sosegar. La sedación consciente o sedación por inhalación, es una técnica en la cual el paciente por medio de una mascarilla respira una mezcla de óxido nitroso y oxígeno, que rápidamente le produce una agradable sensación de tranquilidad y relajación. Esta mezcla es conocida como ‘’aire feliz o gas de la risa’’ y es totalmente inofensivo ya que, en todo momento, el paciente permanece consciente, relajado y tranquilo, pudiendo seguir las instrucciones del dentista sin sentir miedo. El objetivo de la sedación es controlar el miedo (fobia) y la ansiedad del paciente de forma que éste se encuentre en un estado de relajación y bienestar mientras el dentista realiza los tratamientos odontológicos. Normalmente se sigue necesitando anestesia local.

¿En qué consiste la sedación consciente?

Antes de la intervención odontológica se coloca una mascarilla sobre la nariz del paciente durante al menos 1-2 minutos para que respire oxígeno puro, comprobando el volumen y el ritmo de la respiración y paulatinamente se va introduciendo el óxido nitroso, ajustando la máquina de sedación de manera específica para cada paciente y según sea el procedimiento a realizar. En todo momento el paciente estará monitorizado, para controlar la frecuencia cardiaca y la oxigenación sanguínea. Durante el proceso se mantiene el contacto verbal con el paciente y éste, será capaz de entender y responder con total claridad. Una vez finalizado el tratamiento se aplica oxígeno al 100% durante 4-5 minutos y se retira la mascarilla nasal, con lo que el efecto del óxido nitroso desaparece. Por todo lo anteriormente citado, podemos decir que la sedación inhalatoria con óxido nitroso es la mejor solución para niños y adultos con miedo al dentista.

¿Para quién puede estar indicada?

Puede estar indicada para pacientes con ansiedad al dentista o a los tratamientos odontológicos, en tratamientos largos y molestos, como tratamientos de implantes y cirugía oral, en pacientes con reflejos de vómitos muy marcados, en niños y en pacientes con discapacidad psíquica.

 ¿Qué ventajas ofrece esta técnica?

Es una técnica muy segura y con un efecto rápido, fácil de administrar, de monitorización sencilla y eliminación rápida.

 ¿En qué casos está contraindicada esta técnica de sedación por inhalación?

Está contraindicada en infecciones graves respiratorias, respiradores orales, en pacientes psiquiátricos graves y embarazadas.

 Recomendaciones

Para llevar a cabo el proceso de sedación consciente, el paciente debe tener en cuenta las siguientes pautas: Realizar ayuno de 6-8 horas, no automedicarse, ni tomar alcohol. También deberá acudir media hora antes a la consulta siempre acompañado, ya que tras la intervención no podrá conducir, se recomienda reposo hasta la eliminación de los síntomas de la sedación.

2019-05-09T10:59:37+00:00Por |Noticias de Interés|
Marfilden
Right Menu Icon

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.
Puede cambiar la configuración u obtener más información "aquí".

ACEPTAR