¿Qué es una corona dental?

protesis sobre implantes

Los dientes naturales constan de dos partes, la corona, que es la parte visible de la pieza dental y que está recubierta de esmalte y la raíz, que es la parte oculta que sustenta el diente al hueso del maxilar o la mandíbula y que esta recubierta de cemento dental.

La corona dental (ó funda dental), es un tipo de estructura que se coloca sobre un diente dañado para devolverle su forma, tamaño, funcionalidad y aspecto normal, también puede utilizarse para mejorar la alineación de una pieza dental.

La corona dental es una réplica en tamaño, forma y color del diente original, gracias a la cual es posible proteger y reforzar una pieza deteriorada o rota. Se reduce de este modo el riesgo de fractura sobre todo en piezas endodonciadas, en las que la esperanza de vida aumenta enormemente cuando se protegen con una corona.

Para que sirve una corona dental

La corona dental puede ser necesaria en diferentes situaciones, las mas frecuentes son:

  • Proteger obturaciones de gran tamaño cuando no queda suficiente diente.
  • Evitar que un diente debilitado se fracture
  • Cubrir un diente que ha perdido color, está deformado o tiene mal aspecto, es decir por estética.
  • Cubrir un diente que ha sido endodonciado
  • Cubrir un implante dental (corona sobre implante)
  • Aguantar un puente dental en caso de que falten las muelas ó los dientes de alrededor

Tipos de coronas dentales

Una corona dental puede ser necesaria en diferentes casos, por lo que existen diferentes tipos de fundas para cada situación. Generalmente se fabrican con porcelana ó cerámica, aunque también se pueden utilizar aleaciones metálicas, oro ó resina.

  • Corona dental de resina: no son recomendables para la fabricación de coronas definitivas porque son poco resistentes y tienden a fracturarse. Son más baratas que el resto, pero la resistencia es mucho menor por lo que se utilizan como una solución provisional hasta que fabriquemos la funda definitiva.
  • Corona Empress ó corona totalmente cerámica: es la mejor elección y la más demandada cuando diseñamos la sonrisa en los dientes frontales y más visibles, ya que es el material que mejor imita las piezas dentales naturales y una vez puestas apenas son perceptibles. Son resistentes, aunque no tanto como las de otros materiales.
  • Corona de Zirconio: es un material muy resistente y de color blanco que da un resultado natural y estético porque permite un mejor paso de la luz a través de él, por lo que el aspecto se asemeja al de los dientes naturales. Son menos gruesas y voluminosas que las de metal porcelana por lo que son más utilizadas para cubrir los dientes más visibles, pero no son muy recomendables para las muelas, ya que el zirconio no es el material más resistente.

Tanto las coronas Empress como las de Zirconio, al no tener estructura metálica, nunca mostrarán bordes grises en el caso de que la encía se retraiga con el paso del tiempo.

Leer más sobre nuestro servicio 

2020-09-28T13:25:47+02:00Por |Preguntas Frecuentes|

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.
Puede cambiar la configuración u obtener más información "aquí".

ACEPTAR